Los Sofismas de la Intosai (II)

0

Los Sofismas de la Intosai (II)

¿La auditoría pública tiene un método?

“En el llamado ‘saber vulgar’ hay ya, casi siempre de modo implícito, un método, pero este último cobra importancia únicamente en el saber científico. En efecto, en este último tipo (o tipos) de saber el método se hace explícito, pues no solamente contiene las reglas, sino que puede contener asimismo las razones por las cuales tales o cuales reglas son adoptadas (…) Pero sea cual fuere la concepción del método que se mantenga, hay en todo método algo común, la posibilidad de que sea usado y aplicado ‘por cualquiera’. Esta condición fue establecida con toda claridad por Descartes, cuando en su Discurso del Método indicó que las reglas metódicas propuestas eran reglas de invención o de descubrimiento  que no dependían de la particular capacidad intelectual del que las usara. Es cierto que un método dado puede ser usado mejor o peor, pero ello tiene poco que ver con el método mismo. En otros términos, no hay  <métodos individuales>; los que se llaman tales son simplemente <costumbres> o <procedimientos>” (12) y “Si se pretende alcanzar una enseñanza científica se requiere un principio rector del saber organizado y demostrado digno de llamarse ciencia, Y tal principio es el método. Sin éste, todo saber es caótico y reduce el papel del científico a la simple aceptación de lo afirmado, en tanto el método es vía de construcción y demostración de una aserción tenida como verdad. Pero la ciencia no sería tal si no enseñara a buscar. Limitada a repetir lo ya dicho, se convierte en un dogma similar al mito. Su impulso inquisitivo empuja a encontrar lo desconocido en el objeto investigado y para ello el método es la dirección” (13). Apuntado un marco científico (mínimo) sobre el método se debe proceder a examinar lo que la INTOSAI establece al respecto:

 

Fuente

Enunciado

 Referencia

DL

 

“Dado que el control en muy pocos casos puede ser realizado exhaustivamente, las Entidades Fiscalizadoras Superiores tendrán que limitarse en general, al procedimiento de muestreo”. V. Art. 13.2. y 3.
CE “Los auditores deben emplear métodos y prácticas de máxima calidad posible en sus auditorías”. Capítulo 5.32.
NGFP “El creciente papel de los auditores exige de ellos el perfeccionamiento y la elaboración de nuevas técnicas y metodologías para determinar si la entidad fiscalizada aplica criterios razonables y válidos para la medición del rendimiento”. Capítulo I.1.0.46
NGFP “Las EFS deben también establecer y perfeccionar sistemas y procedimientos que contribuyan al desarrollo profesional de sus funcionarios por lo que respecta a las técnicas y métodos aplicables al sector de fiscalización en que éstos trabajen”. Capítulo II.2.1.9
NGFP “el personal especializado en auditoría debe poseer un conocimiento suficiente de las normas, sistemas, procedimientos y prácticas de auditoría utilizadas por las EFS”. Capítulo II.2.1.10
NGFP “Las EFS deben asegurarse de que las fiscalizaciones sean planificadas y supervisadas por auditores competentes, expertos en las normas y metodologías de la EFS”. Capítulo II.2.1.19
NGFP “las EFS deben aplicar, en el desarrollo de sus funciones las metodologías y prácticas más cualificadas”. Capítulo II.2.2.36
NGFP “Las EFS deben dotarse de los métodos de fiscalización más actuales Capítulo II.2.2.37
NGFP “determinar los métodos de fiscalización más eficientes y eficaces”. Capítulo III.3.1.3
NGFP “llevar a cabo un análisis preliminar para determinar los métodos que han de adoptarse y la naturaleza y extensión de las investigaciones que después habrán de realizarse”. Capítulo III:3.1.4
NGFP “La supervisión debe estar dirigida tanto al contenido como al método de la fiscalización”. Capítulo III.3.2.3
NGFP “la entidad en su conjunto decide el alcance del examen, las comprobaciones que deben realizarse y los métodos que se utilizarán”. Capítulo III.3.2.5
NGFP “Dado que los auditores raramente tienen la oportunidad de opinar sobre toda la información de la entidad fiscalizada es decisivo que las técnicas de recopilación de datos y de muestreo sean cuidadosamente elegidas”. Capítulo III.3.5.2
NGFP “Para recopilar las pruebas correspondientes, los auditores deben ser expertos en técnicas y procedimientos de inspección, observación, investigación y confirmación”. Capítulo III:3.5.3
NGFP “Al escoger los métodos y procedimientos ha de tenerse en cuenta la calidad de las pruebas”. Capítulo III.3.5.4
NGFP Los métodos y técnicas aplicables dependen en gran parte de la naturaleza, alcance y objetivos de la auditoría y del conocimiento y el criterio del auditor”. Capítulo III.3.6.3
PE “Desde 1977 y hasta el momento actual, la INTOSAI ha aprobado- y las EFS miembros han adaptado para su utilización en cada país-productos como los siguientes: (1) Declaración de Lima sobre principios básicos del control financiero; (2) normas internacionales de auditorías  para los miembros de la INTOSAI, basadas en la Declaración de Lima; (3) directrices de aplicación de las normas de auditoría que serán desarrolladas por el Comité de normas de auditoría; (4) un Código de Ética; (5) un método para la supervisión de la independencia de las EFS..” Meta Estratégica 1. Estrategias y programas existentes.Página 8.
PE  “Las revisiones paritarias voluntarias efectuadas por las EFS fomentarán el intercambio de nuevas ideas y nuevos métodos de auditoría” Propuestas de Estrategia. Punto 4. Página 12.

DL = Declaración de Lima.
CE = Código de Ética.
NGFP = Normas Generales de Fiscalización Pública.
PE = Plan Estratégico 2005-2010.
Nota.- Negritas del autor.

De lo anterior se infiere:

a) Se entiende el método como procedimiento y técnica, denotando un manejo sin rigor.

b) Se recomienda que deben emplearse métodos y metodologías de máxima calidad, eficientes, eficaces, cualificados y actuales, pero no se define ni determina en qué consisten los referidos métodos y metodologías, ni cuáles, en su contraparte, deben considerarse como tales; además no se explica la relación entre método y metodología, si son sinónimos o diferentes.

c) Se da por supuesto la existencia de métodos y metodologías, así como de sus expertos, reduciendo el problema a una cuestión de análisis y selección de los más apropiados; de actualización e intercambio por los más nuevos. Pero, cuáles son los desactualizados y viejos. Y omiten demostrar cada una de sus afirmaciones, aceptando que los documentos de la INTOSAI representan la verdad, sin embargo, en la discusión de los problemas de la fiscalización no debemos adoptar nociones con base en el principio de autoridad sino construir los conceptos y el sistema de ideas mediante su demostración.

d) Se expresa que el método tendrá que limitarse, en general, al procedimiento de muestreo, pero en los documentos resulta frecuente encontrar la noción de método en plural. Pero además no solamente se debe considerar el problema de la calidad de la muestra en tanto represente de manera adecuada a todos sus elementos para obtener resultados ciertos en las auditorías, como lo enuncian los teóricos sobre estadística aplicada a la auditoría, dado que la cuestión verdaderamente de fondo consiste en “No parece autorizarse desde el punto de vista metodológico, el salto de una afirmación con validez particular a una validez general (…) De manera que, como sucede muchas veces con los sondeos estadísticos, el resultado del método inductivo ya ha sido previamente elaborado en la conciencia” (14). Luego no se ha resuelto como la inducción probabilística otorga certeza a resultados de auditorías en lo general, en el aspecto legal. Y la experiencia demostraría como los auditores en su práctica van acomodando o eliminando datos, cifras, documentos, toda prueba que representa una evidencia sobre el manejo de los recursos por parte de un servidor público, pero que previamente el auditor o los funcionarios de fiscalización, en forma directa o indirecta, han decidido si el curso de la auditoría es para responsabilizar o exonerar. Por lo que, cómo construir un método para auditar la realidad pública, derivado de su carácter público y sujeto a la evaluación integral de la contraloría social, un método que no dependa de la capacidad individual del auditor, supervisor, funcionario de fiscalización o grupos políticos o de interés. Pero entonces..

No hay comentarios

Dejar respuesta