Urgente Aprobación de Fondos Autonómicos de Financiación de Deuda Local

5

Urgente Aprobación de Fondos Autonómicos de Financiación de Deuda LocalEl recientemente aprobado fondo extraordinario estatal debería ser urgentemente complementado por los Gobiernos de las Comunidades Autónomas con un fondo autonómico extraordinario de financiación de la enorme deuda local que actualmente arrastran los Ayuntamientos españoles, tanto en gasto corriente como en inversión.-

Aún reconociendo que el referido fondo extraordinario aprobado por el Gobierno tiene un carácter paliativo positivo de la actual desaceleración económica, especialmente, sentido en el sector de la construcción de la obra pública y privada, la medida aprobada tendrá, desgraciadamente un escenario temporal muy reducido y estimo que, al igual que en la medicina, cualquier tratamiento quirúrgico debe ir acompañado de otro tipo de tratamientos complementarios, farmacológicos, dietas alimenticias apropiadas, ejercicio moderado, también, en economía, medidas de salvamento financiero como la del referido fondo especial de 8.000.000.000 de euros, deberían de ir acompañadas, inexorablemente, de otras medidas complementarias imprescindibles como sería la aprobación de un fondo especial y extraordinario por las Comunidades Autónomas para financiar parte de la deuda local tanto en gasto corriente como en gastos de inversión que, hoy por hoy, suponen una verdadera asfixia para la práctica totalidad de los más de 8.000 Ayuntamientos españoles.-

Hemos de pensar que es una realidad palpable que en las dependencias económicas municipales se almacenan miles, diríamos que millones de facturas y certificaciones de obras, servicios y suministros ejecutadas, prestados y realizados y que, sin embargo, al día de la fecha, se encuentran sin liquidar, en definitiva, sin pagar porque sencillamente los presupuestos municipales, por una parte son incapaces de afrontar las ingentes necesidades de gasto público que comporta la prestación diaria a los ciudadanos tanto de los servicios de competencia propiamente municipal como de aquellos otros que habrían de ser prestados por la Administración autonómica o estatal y sin embargo son asumidos por los consistorios y por otra las previsiones anuales del estado de ingresos corrientes de los presupuestos no se cumplen, lo que se agudiza en estos tiempos de recesión económica.-

El impago municipal generalizado  de deuda contraída de obras, servicios y suministros a miles de empresarios está generando un problema financiero de incalculables consecuencias en la destrucción del tejido industrial y del mantenimiento del empleo por lo que la aprobación de un fondo extraordinario por parte de las Comunidades Autónomas para financiar parte de esta deuda municipal en gastos corrientes y de inversión generaría un efecto oxigenante muy positivo en las economías de cientos de ciudades y pueblos grandes y pequeños.-

Estimo que es prioritario y urgente que los representantes de las Consejerías de Hacienda de las Comunidades Autónomas, en el seno del Órgano consultivo o foro que corresponda, se reúnan para consensuar las características, los porcentajes de financiación y los requisitos para la inmediata puesta en marcha y aprobación de este fondo autonómico extraordinario de financiación de deuda municipal, debiendo tratarse, en todo caso, de deuda municipal reconocida a través de los oportunos expedientes de reconocimiento de crédito, que la referida deuda haya sido contraída para hacer frente a obras, servicios y suministros de interés local, pudiendo fijarse un porcentaje máximo de deuda municipal que sería objeto de financiación y unos importes máximos por habitante de deuda total municipal financiable.-

En todo caso, estimo que el referido fondo extraordinario de financiación de deuda municipal debería ser preferentemente, a fondo perdido, sin perjuicio de que se pudieran establecer fórmulas de financiación complementarias a través de anticipos, sistemas públicos de avales o créditos blandos a tipos de interés inferior al euribor.-

Compartir
Artículo anteriorLa Doble Vertiente de Control en las Sociedades Mercantiles Municipales
Artículo siguienteDudas existenciales
Valeriano Lavela Pérez es Secretario General en el Ayuntamiento de Fuengirola. Anteriormente fue Secretario-Interventor en los Ayuntamientos de Adamuz y Villaviciosa. Está en posesión del Diploma de Estudios Avanzados por la Universidad de Córdoba.

5 Comentarios

  1. Análisis muy acertado de la situación municipal, pareciendo buena idea que las Comunidades Autónomas se impliquen más en la financiación de los municipios y ayuden a reducir la deuda de los ayuntamientos.

    Mas, ¿de dónde sacarán las CCAA el dinero?, ¿a qué foro pueden acudir éstas para demandar que se haga cargo de su agujero?

    Finalmente, parece que sólo se puede optar por cobrar más impuestos a los ciudadanos o gastar menos, pero de verdad.

  2. Eso es: gastar y gastar a espuertas como se quiera, para contentar a los vecinos y que nos voten, luego no pagar a los proveedores aunque se arruinen ellos, dejando en el paro a sus trabajadores, y después a llorar y a mamar de la ubre del dinero público, para que paguemos todos el dasaguisado. Un buen negocio, sí señor.

  3. Un aplauso a Francisco González Benito, esa es la realidad según la percibímos más de uno/una en la administración pública actual.
    ¿Estamos ante el fin del modelo/tejido político-social actual?

    Lo penoso de la actual situación es encontrarse con políticos bien acomodados realizando comentarios del tipo:
    » El dinero no es lo importante, lo importante es que el ciudadano reciba los servicios» falta la coletilla, de la empresa por él designada.

    En fin… no se que tipo de opio o sucedáneo suministran a la ciudadanía para que de una vez por todas reclamen sus derechos.

    Vegonzoso, ¿demasiado fundamentalísta? ya veremos (disculpad que yo mismo me responda) 🙂

  4. Estimado Valeriano, tus magníficas y sentidas letras ponen el dedo en la llaga sobre la situación municipal y comunitaria. Pero como en este país las Administraciones, esencialmente la Autonómica y gran parte de la municipal se han creido que es «Jauja», pues estamos donde estamos. Con un Estado que cada vez pinta menos, y los munícipes que ya pintan un carajo desde hace lustros, ¿quien vá a dar el dinero?, ¿los diputados comunitarios?…hombre, no te creo tan iluso. Mientras tengamos encima a los que tenemos esto vá a ir así tirando a peor. Las respectivas CCAA se dedican a compras tales como A-8 tuneados, viajecitos promocionales a lugares exóticos donde les importa un pimiento quienes sean y otras maravillas de la buena y eficiente Administración, entretanto, por activa o pasiva se pasan por el forro que sabemos las deudas porque siempre vendrá papá Estado para intentar solucionar lo que sea aunque sea con un Relamento de Estabilidad Presupuestaria, tan enmarañado y torticero que es una apuesta más a lo que es tradición de nuestra Administración «legisla que en algo nos tenemos que entretener aunque luego no sirva para nada»….todo en fin papel mojado. ¿Las CCAA?, bien, gracias. Ellas continúan pidiendo y cargando a la Local con competencias la mayoría de las cuales no valen ni la letra en que están escritas, eso si, sin relumbrón alguno, porque para los relumbrones están ellos y el dinero…..ese no sale de sus cajas así lo mande el «Susum Corda».
    Creo estimado Valerio que lo que hay que hacer no está escrito aquí, lo que hacer lo sabemos todos los que trabajamos en la Administración, pero uno por uno nos dedicamos a escribir en «foros» el cuento de la lechera, llorar como plañideras, decir cosas sensatas en un país de insensatos…..y así nos vá.
    De todas manera, querido Valerio, gracias por tus disertaciones, son para guardarlas. Un saludo

  5. Viviendo en la sociedad capitalista actual, sí es cierto que, en momentos de expansión económica, se pueden bajar los impuestos para recaudar más.

    No obstante, en estos momentos de crisis hay que subir los impuestos, para que el Estado pueda realmente intervenir en la economía.

Dejar respuesta